domingo, 14 de febrero de 2010

Domingos "camperos" en el moleskine®


Las pequeñas acuarelas que se hacen en días de familia o excursiones con amigos se transforman con el tiempo al menos para mí , en recuerdos mucho más valiosos que una fotografía.Pintar algo lo convierte en tuyo , te implicas de alguna manera mucho más fuerte que si simplemente aprietas el botón de una cámara de fotos...
Recuerdo perfectamente el frío que pasé pintando este pequeño paisaje con el arbol sin hojas y cómo peleaba por sacar un apunte de figura con gente que no para de moverse...


3 comentarios:

(ristinota dijo...

me encanta!! sabes que tus acuarelas son preciosas, y estas en especial tienen un noseque que hacen que me cueste dejar de mirar, en serio. muy muy bonito!

Cristina dijo...

Que preciosidad! Tienes un gusto magnifico para los colores y en encaje de las acuarelas, pero encima los bocetos de lapiz estan que rompen!! Enhorabuena!!

Tóbal dijo...

Gracias a las dos por los comentarios y la visita.
La verdad es que a veces se me pasa contestar por aquí porque no veo que hay comentarios.Disculpas.